¿Qué es un ultrasonido en el embarazo y por qué se hace?

El ultrasonido en el embarazo es uno de los mejores métodos de evaluación prenatal disponibles.También es conocido como ultrasonido o ecosonograma obstétrico, ecografía fetal y ecografía prenatal. Descubre en qué consiste este estudio, cómo prepararte para hacerlo y cuándo lo indican los médicos.

Toda mujer embarazada debe llevar un adecuado control prenatal para que su salud y la del bebé no corran peligro. El ultrasonido obstétrico es considerado por muchos especialistas como el mejor mejor método para evaluar un embarazo. Además, al realizarlo se puede llegar a saber con un margen  de error muy pequeño la edad gestacional correcta, es decir, la fecha de concepción y posible fecha de nacimiento. 

¿Qué es el ultrasonido de embarazo?

El ultrasonido obstétrico es un estudio de imagenología que utiliza ondas sonoras para crear una imagen, el cual se le realiza a una mujer embarazada. El estudio permite al médico controlar el desarrollo y crecimiento del bebé, así como evaluar posibles problemas o ayudar a confirmar un diagnóstico

El ultrasonido en el embarazo se puede realizar de dos maneras, esto dependerá de la edad gestacional, la exploración a realizar y las características de la paciente:

  • Ultrasonido transabdominal. En este estudio se coloca el transductor sobre el abdomen y se evalúa a la paciente.
  • Ultrasonido transvaginal. En este estudio el transductor tiene forma de varita y será introducido vía vaginal para obtener las imágenes. Esta evaluación suele realizarse durante las primeras semanas de embarazo o cuando la ecografía abdominal no brinda suficiente información. 

¿Para qué sirve el ultrasonido de embarazo?

Entre otras cosas, este estudio de imagen resulta adecuado para determinar:

  • Tiempo de gestación o edad gestacional, así como la fecha probable de parto.
  • Embarazo múltiple.
  • Posición del feto.
  • Evaluación del crecimiento del bebé.
  • Evaluar posición de la placenta y niveles de líquido amniótico.
  • Identifica defectos de nacimiento.
  • Investiga complicaciones.
  • Evaluar el bienestar fetal.
  • Evaluar si hacen falta otras pruebas prenatales como la amniocentesis.

¿Duele o es peligroso el ultrasonido de embarazo?

El ultrasonido en el embarazo u obstétrico es un estudio que no duele, pero puede causar un poco de incomodidad según la fuerza que deba utilizar su médico a través del transductor para una mejor visualización.

En cuanto a sus riesgos, se puede considerar que el ultrasonido obstétrico es 100% seguro tanto para la paciente como para el feto, ya que no emite radiación que pueda dañar al bebé. Por lo tanto, es un estudio no invasivo y muy confiable. 

¿Cuándo me lo debo realizar y qué detecta?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda hacer un ultrasonido temprano, antes de la semana 24 de gestación, para verificar la edad gestacional detectar anomalías fetales y embarazos múltiples a tiempo. 

Por otro lado, la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia indica realizar un mínimo de tres ultrasonidos en todo el embarazo distribuidos entre el primero, segundo y tercer trimestre de gestación. Según esta indicación, se podría seguir el siguiente calendario:

  • Primer ultrasonido durante el primer trimestre. Se realiza entre las semanas 10 y 14. Por lo general se realiza vía transvaginal y busca determinar forma, localización y tamaño de la vesícula gestacional, asentamiento placentario, así como el tamaño del embrión a través de la longitud céfalo caudal. También se puede determinar la presencia de la translucencia nucal, que es un marcador indicativo de la presencia de posibles cromosomopatías fetales (anomalías de los cromosomas) y la presencia de embarazos múltiples.
  • Segundo ultrasonido durante el segundo trimestre. Se lleva a cabo entre las semanas 16 y 18. Se realiza por vía abdominal. Su función es el diagnóstico fetal temprano y completo que permita asegurar el bienestar fetal, así como descartar anomalías estructurales en el desarrollo del bebé.
  • Tercer ultrasonido durante el tercer trimestre. Se practica entre las semanas 32 y 34. Permite valorar el crecimiento fetal, talla, peso aproximado y posibles malformaciones tardías. También permite valorar el líquido amniótico.

Finalmente, el protocolo a seguir lo decidirá tu médico.

¿Cómo me preparo para el ultrasonido de embarazo?

Es recomendable que al asistir a una consulta para realizarse el ultrasonido obstétrico correspondiente, uses ropa cómoda, holgada y de dos piezas que permita la evaluación de tu abdomen. En el debido momento se te puede pedir que uses una bata médica y remuevas tu ropa de la cintura para arriba.

No necesitas cuidados previos al estudio. Puede comer y tomar agua sin ningún tipo de contraindicación. Pero es recomendable que lo consultes con tu médico. 

Tampoco hay cuidados posteriores a la realización del ultrasonido obstétrico puede regresar a su vida normal inmediatamente, a menos que su médico indique lo contrario.

¿En qué consiste el ultrasonido obstétrico?

El ultrasonido en el embarazo se realiza mediante un equipo médico que consta de una computadora, un monitor y un transductor. El transductor va conectado a una sonda, la cual a través de un gel frío aplicado en tu abdomen va a transmitir ondas sonoras de alta frecuencia inaudibles hacia el cuerpo. 

La sonda va a recoger los sonidos que rebotan (como un eco). Finalmente, la computadora utiliza esas ondas que se traducen en un patrón de áreas claras y oscuras, creando la imagen del bebé en un monitor.

Se te pedirá que te recuestes boca arriba en la camilla o mesa de exploración, y se colocará gel transductor en el abdomen para poder transmitir las imágenes. También se te puede pedir que te muevas en la camilla a la derecha o izquierda para poder tener mejor visualización de las estructuras del bebé.

Solo vas a sentir una ligera presión en tu abdomen que ejercerá el médico a través del transductor para observar bien las estructuras de tu bebé. En general, es un estudio totalmente indoloro.

Si el ultrasonido obstétrico indicado es vía transvaginal, se realiza introduciendo el transductor que tiene forma de varita por el canal vaginal, el cual estará cubierto por un protector y se colocará gel en una pequeña cantidad. Para esto se necesita que la paciente vacíe su vejiga previamente.

El médico medirá la anatomía de tu bebe, y podrá imprimir o almacenar ciertas imágenes de estructuras importantes. Es probable que te den copias de algunas imágenes. Dependiendo de su posición y la edad gestacional del feto, podrás visualizar estructuras como su cara, manos, pies y dedos.

Finalizado el estudio que dura entre 30 y 40 minutos, se te retira el gel de tu abdomen con una toalla de papel. Este gel no tiene color ni olor y no mancha.

¿Cuántas veces se puede hacer?

El ultrasonido obstétrico o ecografía fetal es un procedimiento no invasivo e indoloro que no tiene efectos nocivos conocidos y es considerado el método preferido para la evaluación de la mujer embarazada. 

Por lo tanto se pueden realizar las veces que tu médico considere necesarias, sin ningún tipo de repercusiones.

Estudios complementarios

Existen ultrasonidos obstétricos más especializados que dan imágenes más claras de tu bebe cómo el ultrasonido 3D y 4D, así como el ultrasonido Doppler que permite evaluar el flujo de sangre en el cordón umbilical, en el feto o en la placenta. También existe la ecocardiografía fetal, que permite evaluar el corazón del bebé. 

Otras pruebas especiales que pueden complementar este estudio son:

  • Detección de ADN libre de células (cfDNA).
  • Cribado del primer trimestre.
  • Pantalla cuádruple.
  • Amniocentesis.

Estas pruebas en conjunto con el ultrasonido obstétrico juegan un papel importante en el control prenatal y diagnóstico de posibles malformaciones fetales. Todos estos estudios clínicos serán indicados por el médico en el momento adecuado.

¿Cómo recibiré los resultados?

Las imágenes de cada una de las ecografías o ultrasonidos realizados en los tres trimestres de la gestación son examinadas e interpretadas por un médico radiólogo o un médico que esté capacitado para supervisar e interpretar estos estudios. Ellos proporcionarán un informe firmado dirigido al médico que ordenó el examen. 

Los resultados se reciben normalmente en un plazo de entre uno y tres días. Recuerda que independientemente de lo que se indique en el reporte, es tu médico quien te indicará qué significa en tu caso específico, o si necesitas estudios adicionales.

A través de un ultrasonido obstétrico, tu médico podrá verificar que tu bebe está creciendo y desarrollándose de manera adecuada. Si tu médico necesita más información te indicará otros estudios como los mencionados anteriormente.

Referencias 

  1. Screening Ecográfico Fetal. Medicina Fetal Barcelona. 
  2. Antonio González-González, et al. Ecografía en obstetricia. Maternidad. Hospital La Paz. Madrid. España. 
  3. Recomendaciones de la OMS sobre atención prenatal para una experiencia positiva del embarazo: Ecografía. MCS Program. 

Ultrasonido Obstétrico. Radiology Info.

Recomendaciones